Cómo funciona el HHO

La concepción errónea más grande que se tiene sobre el Hidrógeno es que estamos creando combustible a partir del agua. Esto es completamente incorrecto, y en caso de que fuera cierto, violaría varías leyes de la física.

NO es posible generar HHO a una tasa lo suficientemente rápida como para que sea usado como el combustible principal.

Los vehículos impulsados por hidrógeno sí existen y están diseñados para usarlo como combustible principal. El hidrógeno se crea con antelación. Tal y como cualquier vehículo ordinario, requiere un tanque para gasolina y el hidrógeno es almacenado dentro de cilindros a bordo del vehículo.

Car using Hydrogen as fuel

Nuestro equipo es una renovación de bajo costo, compatible con cualquier tipo y tamaño de vehículo.

El HHO ayuda al proceso de combustión del combustible existente. Aunque usted disfrutará ahorros sustanciales de combustible, aún tendrá que usar el combustible principal.

Los generadores de HHO usan la electricidad de la batería del vehículo para separar el agua (H2O) en sus elementos básicos, oxígeno e hidrógeno. El gas resultante de este proceso de electrolisis lleva por nombre HHO. El gas HHO generado es luego inyectado al flujo de aire del vehículo para mejorar la eficiencia de combustión y el ahorro de combustible.

En un motor estándar, el ciclo de combustión es muy rápido: 0.007 segundos. La mayoría de las moléculas de combustible son demasiado grandes para quemarse completamente en este tiempo extremadamente limitado. La situación se torna peor por el hecho de que la bujía solo enciende un pequeño porcentaje del combustible. El fuego generado debe pasar sucesivamente de una molécula de combustible a la siguiente a medida que se propaga a través de la cámara de combustión del motor. Esto hace que se desperdicie un tiempo valioso.

El HHO se quema y viaja a través de la cámara de combustión 10 veces más rápido que una llama de gasolina. El HHO llena el espacio entre las moléculas y produce el efecto de que estuvieran juntas. La llama viaja más rápido y el combustible es expuesto a la llama más pronto y por un mayor periodo de tiempo. Esto tiene como resultado una combustión más limpia y completa.

Puede imaginar que el HHO es una bujía gigante en su motor; encendiendo todo el combustible en lugar de dejar gran parte del mismo sin hacer combustión.

La ciencia tras este proceso de combustión ha demostrado y documentado los resultados. Desde hace más de 30 años se sabe que añadir hidrógeno al combustible fósil, quemado en motores internos de combustión, mejora la eficiencia del motor. Numerosos artículos y análisis de la Sociedad de Ingenieros Automotrices (SAE) lo confirman. Esto es útil para cualquier tipo de combustible fósil, incluido el diesel y el GLP.

Generador de hidrógeno HHO, electrolizador

Importancia del número de placas

La configuración de placas es uno de los aspectos más importantes y menos tenidos en cuenta en el diseño de celdas secas. La eficiencia de una celda seca aumenta junto al número de placas, con un máximo de 7.

Cada celda individual funciona a 12 voltios. Al tener 5 placas “neutrales” y una superficie grande se crea una celda de calidad y eficiente.
La celda de 7 placas produce un 50% más de HHO que la versión de 25 placas. Además, la forma en cubo del diseño de 25 placas propicia el calentamiento y tiene más opciones de recalentarse.

Celdas secas vs celdas húmedas

La diferencia de diseño entre las celdas secas y húmedas es que en un generador de Hidrógeno de celda seca sólo se almacena una cantidad mínima de agua en el propio generador. La mayor parte de agua del sistema se almacena en un depósito. En general, las celdas secas son mucho más eficientes que las húmedas porque se requiere muy poca corriente eléctrica en el proceso de electrólisis (utilizar electricidad para separar el agua en hidrógeno y oxígeno).

2018 All Rights Reserved Better Fuel Technology
×